miércoles, 26 de septiembre de 2012

Alfred Krupp, el niño CEO

¿Qué estaba haciendo usted a los 14 años? Alfred Krupp ya dirigía una de las principales metalúrgicas del mundo...


Nacido en 1812 en Essen (actual Alemania), Alfred Krupp heredó de su padre Friederich un importante conglomerado metalúrgico. Con sólo 14 años, tomó las riendas de la empresa para transformarla en una gigantesca corporación transnacional.

El muchacho apostó por la tecnología. Alfred fue de los primeros en implementar la nueva técnica metalúrgica Bessemer. De este modo, la empresa ganó prestigio mundial en todas las áreas relacionadas con la producción de hierro y acero.

En tiempos de la Revolución Industrial, Krupp también intervino en el tendido de las largas redes férreas que unificaron la vieja Europa. Su invento de la rueda sin costura revolucionó la construcción de ferrocarriles.

En aquellos años violentos, pronto quedó claro que la fabricación de armamentos era un campo muy lucrativo. Y la acería Krupp también incursionó en la fabricación de cañones y el suministro de material bélico para el ejército germano. No por casualidad, Alfred Krupp empezó a ser conocido como el "rey del cañón".

En definitiva, gracias a su genio y talento, este muchacho de 14 años convirtió a la empresa de su padre en un verdadero imperio industrial. A su muerte en 1887, legó a su hijo Friederich un conglomerado de 21 mil trabajadores.

De la redacción de MATERIABIZ


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ultimos post