sábado, 18 de abril de 2015

Definición y alcance del término empresa (I)

Según el Diccionario de la lengua española, el término empresa se deriva de impresa, en italiano, que indica una acción ardua y dificultosa que valerosamente se comienza; intento o designio de hacer alguna cosa; casa o sociedad mercantil o industrial fundada para emprender o llevar a cabo construcciones, negocios o proyectos de importancia.

Obra o designio llevado a efecto en especial cuando en él intervienen varias personas; entidad integrada por el capital y el trabajo como factores de la producción y dedicada a actividades industriales, mercantiles o de prestación de servicios, generalmente con fines lucrativos y con la consiguiente responsabilidad.
1 De lo anterior se desprende que la actividad emprendedora, en el sentido económico, implica una actitud estratégica en la que se combinan conocimientos,
habilidades y destrezas para hacer frente a los retos que se presentan en el mundo económico.
En cuanto al carácter lucrativo mencionado en la definición, es de hacer notar que en ciertos casos no se presenta, es el caso de una sociedad civil que tiene una
finalidad económica, sin llegar a realizar una especulación mercantil. Por ejemplo, un despacho de asesoría a empresas constituido bajo el régimen de sociedad
civil (S.C.), cuyo objeto es prestar un servicio, sin perseguir lucro.
En el mismo sentido, el Diccionario de economía y negocios se refiere a la empresa como una unidad económica de producción y decisión que, mediante la organización y coordinación de una serie de factores (capital y trabajo), persigue obtener un beneficio produciendo y comercializando productos o prestando servicios en el mercado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ultimos post